19 mayo 2016

SAN ISIDRO 2016. MADRID.PARA OLVIDAR PRONTO.



 PARA OLVIDAR PRONTO
 
 San Isidro 2016. Lleno a tope.
 
 
 Toros de Fuente Ymbro, bien presentados  de distintos comportamientos:  1º devuelto por blando;  sobrero de Buenavista bien presentado, algo blando y bravo, 2º sin fijeza, 3º bravo, 4º, 5º y 6º mansos.
 
 
 Diego Urdiales: Ovación que saluda. Silencio.
Miguel Ángel Perera; Silencio. Silencio.
Alejandro Talavante; leve petición de oreja. Oreja
 
 
 
  Diego Urdiales da muchos lances al sobrero y dos buenas verónicas, se pica poquito y la gente protesta la flojedad del toro que pierde las manos varias veces. Suave comienzo con la muleta, no vaya a desmoronarse la bestia, no le da sitio y los pases resultan cortos, medios pases y los Urdialistas dirán que hizo un faenón. Entonado con la izquierda pero sin rematar atrás, se aplauden las series cuando siempre se ha dejado la pierna un pasito atrás. Ahora que Curro Romero me diga que si Urdiales, tal y tal.  Aviso al figurita y no ha entrado a matar. Aquellas faenas de las figuras con 25 muletazos!!!. Estocada contraria, segundo aviso y descabello.
 
Otro toro que se le va al de Arnedo sin torearlo de capa, vulgaridad en banderillas al toro falto de casta. Ya que la faena es un petardo, comentamos la ridiculez de echar un chorrito de agua a la muleta los días de viento. Es de subnormal y lo digo sin ningún reparo, el creer que 100 grs de agua va  a ser peso suficiente para que la muleta  no vuele. Estocada.
 
 
 
No recuerdo ni un lance digno de Perera al segundo, suaves puyazos como ya es costumbre y muy mal lidiado, capotazos para dar y regalar. Insistiendo y a la voz, le roba dos series bien ligadas con la diestra, los naturales son al hilo y no emocionan nada, el toro canta la gallina y ya no hay nada que reseñar. Pinchazo, trasera y caída.
 
Algunas verónicas que se aplauden a un toro parado que sí demuestra fortaleza en el caballo.  Segunda vez que brinda al público, pero así no se cortan orejas. Otra chorradita de los toreros, pues me pregunto que si no brinda es que no torea para el público. Buenos muletazos que dividen al público, enganchones y toreo vulgar es lo que sigue. Metisaca y  trasera que basta, pero lo levanta el puntillero, aviso y final del bodrio.
 
 
 
 
Buenos lances de Talavante al tercero, aunque el toro está descoordinado de los cuartos traseros, gran par de Juan José Trujillo que saluda. El toro tiene casta, entra bien a la muleta, pero sale del pase como bailando por su lesión, los naturales son largos, bien ligados y por supuesto la patita atrás; mal endémico de hoy día; manoletinas para rematar y faena que hubiera sido mejor de estar el toro en plenitud física. Estocada baja que mata.
 
O Talavante no quiere o no puede lancear al sexto, curiosa y sospechosamente, el toro se rompe el pitón en el peto. El toro está muy descompuesto y el matador quiere someterlo pero el animal huye de la muleta. Expone el matador y se lo agradecen con aplausos, le arranca algún natural  de mérito. Lo mejor la buena estocada. Aviso. Le dan una oreja de tómbola de feria pueblerina.
 
Juanjo Franquelo